Maldito Bob.

Nada más sentarme me vibró el móvil. Un mensaje de un desconocido. En él solo venía adjunta una imagen. La abrí.
Edward-Hopper-4
Alguien estaba fuera espiándome… Me volví para ver si podía ver algo, pero como me temía no pude visualizar nada. Después de un minuto volvió a vibrarme el móvil. Esta vez era un mensaje de texto que decía «Solo queremos una cosa, tranquilo. Queremos matarte». Por más que quise impedirlo, mi corazón empezó a latir rápidamente. Sabía que no debía de haber hecho caso a Bob. Maldito Bob. Ahora iban a por mi. Dejé un billete de 50 encima de la barra, cogí mi chaqueta, me puse el sombrero y me fui. Solo había consumido un café pero me daba igual, no tenía tiempo para esperar el cambio. Fui corriendo hasta mi coche y me dirigí a mi casa. Nadie me perseguía, menos mal. Tras un cuarto de hora llegué a mi destino. Me bajé del coche y fui directamente al ascensor. Cuando estaba casi llegando, pensé que sería mejor ir por las escaleras. No quería correr el riesgo de que cuando se abrieran las puertas me llevara una desagradable sorpresa… Aunque estaba prácticamente seguro de que no estarían allí, cómo iban a saber dónde vivía. Subí rápidamente los 10 pisos que se encontraban antes de mi casa por las escaleras y cuando llegué arriba fui hacia mi piso. Pensé «Uf, ya estoy a salvo». Abrí la puerta. Acto seguido se me cayeron las llaves al suelo. De lo último que me acuerdo es del sonido de un disparo.

3 Responses to Maldito Bob.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.