El pequeño Dios

«Desde pequeño tuve un don. El don de crear y destruir, imaginar y llevar esas cosas a la realidad. Una realidad que solo existe en mis audífonos, unos audífonos más especiales de los que otros piensan y yo soy el único que puede usarlo, que puede manejarlo; el único que puede imaginarlo. Dentro de él viven, nacen, mueren, se olvidan y son olvidadas, piensan, sienten y son amadas todas y cada una de las cosas que creo y destruyo pues yo, soy su Dios.»

IES Isabel de España

2 Responses to El pequeño Dios

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.