yamileymoralestavio@gmail.com'

Posts by: Yamiley

808 latidos por segundo.

Voy por los pasillos, de clase en clase, los profesores se dan por satisfechos con su materia, aunque sin embargo yo no. Todo es ruido. Gente a mi alrededor todo el rato a todas horas. Agobio. Deberes. Un sin fin de estupideces. La cabeza me da vueltas como si de una noria se tratase. No aguanto ni un segundo mas, voy a explotar…Un momento. Le he visto, sí, le he visto. Me centro él como el eje de mi mundo y doy vueltas en mi noria imaginaria al igual que el planeta gira, ya no me puedo concentrar en nada mas. Dejo de oír ruido. Dejo de pensar. Dejo que mi mente se disperse imaginando las mil formas en las que nos pudiéramos besar. Tengo clase, debería moverme, pero mi cuerpo no reacciona. Mi corazón va a 808 latidos por segundo y solo has pasado a mi lado. Tiemblo tan solo con la sensación de tu movimiento cuando caminas sin más al lado mío. Eres sexy chico.
Ya te has ido, y contigo se va mi mirada. Me doy cuenta de donde estoy. Mi ataque al corazón ya ha parado, y tu has pasado y ni me has mirado. Soy tan idiota. Me gustas mucho demasiado. Vuelvo a la realidad y me doy cuenta de que llegó tarde. Otra vez he vuelto a perder el tiempo pensando en un posible nosotros sin ser nada. Me pasa a menudo, ya es costumbre en mí… Da igual, es mejor amar que no sentir.

Hasta pronto.

Hola,

Ya han pasado muchos días desde nuestra pequeña discusión y de aquel accidente. Decirte que te hecho de menos cada día no es nada comparado con el dolor que siento en mi pecho, ni siquiera esa sensación cuando pronuncian tu nombre. Como si me apuñalaran. Una y otra vez.Ya no me queda nada. Cada vez que pienso en ti, mi mente se bloquea sin saber que hacer. Sin saber siquiera que diablos voy a hacer con mi vida.

Hoy amor mío, las estrellas se han caído del cielo y la luna se ha rendido a tus pies. Las rodillas me fallan al ver tu tumba y aún así solo soy capaz de pensar que fue por mi culpa. Ojalá no te hubiese amado. Ojalá estuvieses vivo. A mi lado. Porque de verdad que no puedo seguir con esta mentira que es la vida. Ya no siento nada por nadie. Ni  lo sentiré jamás por ningún otro. Por eso, mientras se me escapan las lágrimas, soy incapaz de atraparlas. Estoy sentada en el piso del baño, sintiéndome más pequeñita que nunca. Sintiendo como se me va la vida poco a poco del cuerpo. Cada vez me siento más cerca de ti querido. La sangre corre por mis muñecas, suelto la cuchilla de mis manos. Todo ha acabado. Y mi único pensamiento ahora es que pronto estaré contigo amor. Perdón por haberte amado.

Diario de un tripulante.

Día 1.-

Es mi primer día abordo y un extraño rumor persigue este barco. Según dicen la mujer del capitán ha fallecido recientemente y él sin aliento se embarca en está ruta suicida, creyendo que todo está perdido cuando no hemos ni zarpado. Muchos dicen que esto es un mal augurio…Sin embargo, yo pienso que son todos unos ingenuos.

Día 18.-

Tras tantas semanas vagando entre el vaivén del oleaje hemos llegado a una isla cálida y seca. Pese a ser tierra firme no paramos ni un momento y seguimos hacia delante, como si de un espejismo se tratase.

Día 24.-

Avistamos otras dos islas más, ambas con climas completamente diferentes. En una, un paraíso floral. En otra, todo esta pintado por colores ocre, marrones, dorados, hojas flotando por todos partes. Apenas las separan unos kilómetros y son completamente distintas unas de otras.

Día 27.-

Última isla, hace un frío terrible. Pese a llevar tanto tiempo entre las olas el capitán no piensa siquiera en parar en las islas ya avistadas. La tripulación empieza a tener dudas sobre él, aunque cuando toma el timón tiene demasiada seguridad en si mismo, como si supiera donde llegar exactamente… Al contrario, no sé que nos esperará a nosotros.

Día 31.-

Tras toda una travesía, en este barco con un rumbo fijo, alrededor de las cuatro estaciones llegamos a lo que parece ser tierra firme.  Una vez puesta el ancla en tierra, todos bajamos eufóricos por saber que nos esperaba. Por descubrir el enigmático secreto que nos aguardaba…Hasta que vemos como cae el capitán a la arena. Lentamente, como cuando muere el protagonista principal de una de esas pelis tan famosas. Al darle la vuelta descubrimos una daga en su pecho. Y sus últimas palabras fueron:

» Pensé que podría haber vivido una vida normal, pensé que amaba el mar, que el brillo de los rayos del sol sobre las olas me hacia sentir feliz. Me hacia sentir vivo. Pero estaba equivocado. Pensé que la amaba y eso hice, pensé que no había brillo más hermoso que el de su mirada y ese fuego interno que sentía cuando la hacia reír, eso si que lo amaba por encima de todo. Ella era una parte de mí, y sin ella…ya no me siento vivo».

Tras esto, cerró sus párpados y se sumió en un sueño eterno, llevándose con sí el secreto de nuestra ruta.

 

Mi princeso rojo.

Miro mis relucientes uñas recién pintadas de rojo brillante, llevo todo el día encerrada en mi cuarto, aunque para ser más exactos llevo aquí toda mi vida. Sola. Encerrada. Bueno o quizás no tan sola… tengo una mascota, una estúpida rana. El único ser vivo que tengo a mi alrededor es está asquerosa ranita, que bien. Anochecerá dentro de poco y tendré que irme a dormir. Entonces pienso en todos esos cuentos que me leían de pequeña ¿Serían reales? Me miro en el espejo y veo un rostro conocido, ojos inyectados en sangre y mi melena pelirroja alborotada…de no saber que era yo, hubiese pensado que era una psicópata cualquiera. Lo más emocionante que me pasa en este lugar en medio de la nada, es dormir, poder pensar que soy capaz de ser quien sea y hacer lo que quiera. Ser libre, aunque no sea real.

En ese momento pasa una estrella fugaz que interrumpe por completo todos mis pensamientos. Se me vienen imágenes de esas historietas ¿Podrían ocurrir? No lo sé, pero aún así lo intento. Cierro los ojos y le pido un deseo a mi estrella.

-Deseo…deseo… ¿Cómo se dice?…Ah! ya sé… Deseo enamorarme de un princeso rojo!

Le doy un beso a mi ranita, tan viscosa como siempre y me duermo. Abro los ojos a la mañana siguiente y veo mi reflejo de éstos en otros. Tardo un poco en reaccionar. Cuando me doy cuenta, me alejó tan rápidamente como puedo. Observo la escena. Yo en mi cama. Un extraño chico enfrente de mi. Extrañamente hermoso, quiero decir. Ni un solo rastro de lo que era mi rana.  Nada de nada. Intento fijarme más en lo que está ocurriendo y veo que tiene una rosa roja en su mano. Rojo como el color de mis mejillas en ese momento. Algo en mi, una especie de susurro en mi mente parece decirme dos palabras que me cuestan creer. Deseo cumplido.

Querido amigo.

Querido amigo:

Me siento delante de mi escritorio, esperando que me surjan las palabras, esperando inspiración, esperando algo que no llega… En los momentos cruciales nunca he sabido que decir o hacer, o como actuar ante una situación diferente a la de mi vida diaria, aburrida y monótona, lo que me hace preguntarme que podría significar para mi lo importante que es escribir. Intento buscar mil maneras de explicar en este mismo instante que siento al escribir esto, pero pienso y pienso, mientras las horas le dan la vuelta al reloj. Busco otras formas paralelas de mi escritura habitual, pero twitter y sus 140 caracteres se me quedan demasiado cortos; una vez que empiezo a escribir soy como una tormenta que no puede parar así como así y menos cuando me ponen unos limites tan reducidos. Porque yo, con una hoja y un lápiz las palaras se me quedan cortas para expresar lo infinita que me siento. Cuando escribo pienso que mis pensamientos no pueden ser solo eso, que no pueden quedarse ahí, ocupando espacio; que es bueno despejarse de algo. Porque el papel siempre mudo, será fiel y todo callara. No hay mejor amigo que eso. Por eso ya escrito esto, me levanto de mi silla de pensadora, mi ilusión ya ha acabado, apago la luz de la habitación y sigo con mi vida, como si nada hubiese pasado.

                                 De una amiga,

con amor.

Una naranja sin un final feliz.

Érase una vez una naranjita, estaba tan tranquila con su amigo el huevo y la tostada de pan, cuando oyen un grito agudo de una mujer:

-QUE BAJEIS A DESAYUNAR, NO LO DIGO MAS !

A continuacion dos pares de pies empiezan a bajar por las escaleras, entran en la cocina y se sientan en el comedor. La naranja no sabía de que estaban hablando, no entendía  que era eso del desayuno y por que la señora insistía tanto en que se lo tomaran…

Cuando rapidamente aparece una mano que se lleva su amiga la tostada, la naranja no sabía donde se la había llevado aunque cuando volvio estaba algo bronceada, a el huevo le pareció estupendo, por lo que cuando se lo llevaron a él se quedo estaba emocionado pero de repente la mujer le golpea hasta que le hace un agujero interno y no le basta con eso sino que presiona en la herida hasta que le salé todo el líquido del interior…Al ver esto la naranjita comenzó a chillar y a correr o rodar o lo que quiera que hagan las naranjas hasta que se cayó al piso y se la comió el perro…para ella no hubo remedio murió en el acto. FIN

Discusiones tontas…

En una tarde tranquila, una joven espera a su chico. Su novio le había dicho que tenía que hablar con ella de una cosa, así que ella esperaba nerviosa su llegada porque no sabía que podría decirle. Al cabo de un rato llega corriendo el chico al que esperaba:

-Peeerdona amor, siento haberme retrasado tanto, pero es que he tenido que parar un momento de camino y….me he perdido!

La chica sabía que le estaba mintiendo,porque había llamado a su casa minutos antes para confirmar su cita y le habían dicho que él ya había  salido desde hace rato.

-Quee te has perdido?!? Pero si este parque no esta ni a 15 minutos de tu casa… tu has estado con otra verdad!?! Contestaa!

Antes de que pudiera contestar nada,la chica empezó a golperale de forma brutal, no parabaa, se había convertido en una chiflada paranoica. Le pegaba una y otra vez,le proporcionaba numerosos golpes y patadas, hasta que todo a su alrededor quedo reducido casi a la nada.

-Donde has estado de verdad??? porque me has mentido?!?- Le agarró mientras le chillaba

Al decirle eso el chico se solto y se dió con la torre que empezó a derrumbarse – de todos los golpes que había recibido- Y se le callo encima al chico. La chica lo rescato y cuando se dió cuenta de lo que había hecho se puso a llorar mucho, tristemente. Pero apesar de los golpes el chico se levanta y le dice:

-Te Quiero.

Con todo lo que le había hecho no podía creerse lo que estaba escuchando…

-Si llegue tarde fue porque estaba buscandote un regalo muy especial por tu cumpleaños…te quiero mucho y para mi eres unica y muy importante, perdona por todo, si te he hecho daño en algun momento….

La chica le miró se le pasaron mil cosas que decirle en ese momento, como que no era ella sino que se estaba tratando una enfermedad grave y uno de los efectos era cambios de humor muy variables y que se había convertido en una bipolar desde entonces…pero no quiso que su novio supiese nada de eso y se preocupase, por lo que simplemente le abrazó. FIN

Cuál es la verdad?

Un día como otro cualquiera Sam llega a su casa del instituto, deja sus cosas, come, se ducha, hace deberes y se pone a ver la tele hasta que se queda dormido, aunque no siempre era así, no le gustaba quedarse en casa, ya que le daba la sensacion de que ocurría algo extraño…A veces por las tardes solía ir a jugar al baloncesto con su mejor amigo, Jake. Vívían en un pequeño pueblecito a las afueras, llamado Silverstown, Jake siempre había vivido en el pueblo, pero sin embargo Sam solo vivía  ahí desde hace dos años. Una tarde, cansados de jugar, se pusieron a hablar, Sam le preguntó a su amigo por los anteriores dueños de su casa y le pareció como si palideciese un poco de repente… Jake le dijo que anteriormente en su casa había vivido una familia, pero que habían desaparecido por extrañas razones que él no sabía….Sam estuvo dandole vueltas un buen rato a lo que le había dicho su amigo, pero no pudo evitar preguntarle a Kat su vecina -algo mayor pero con la que se llevaba muy bien- la razón por la que habían desaparecido los antiguos dueños de la casa y por que ocurrían cosas raras y extrañas. Cuando se lo preguntó su amiga se puso muy seria…se lo pensó un momento pero decidió  que ya no podría ocultarselo más por mucho que se lo hubiese pedido sus padres y que era lo suficientemente mayor para saberlo que había ocurrido…

-Qué pasó Kat? -le preguntó, ya algo más nervioso.

-…

-No piensas decirmelo?

-No es eso,  es algo complicado … verás hace mucho tiempo en la casa en la que vives, vivió otra familia…

-Y que pasó con esa familia?  Qué fue de ellos?

-Hay quienes dicen que simplemente desaparecieron… pero yo se que ocurrió de verdad… una mañana sin saber porque aparecieron tres cadaveres, sinceramente no se cual fue el motivo de sus muertes…pero lo que sí se, fue que desapareció un niño misteriosamente el día anterior de encontrarse a esas personas muertas, pero del niño nunca se supo que fue de él… Hasta el día de hoy…

 

1 2 Scroll to top