Archivo10 marzo, 2013

1
Los libros arrojados a la nada

En cada rincón del libro otro libro, posible y  a menudo incluso probable, ha sido arrojado a la nada. Un libro sensiblemente diferente, no tan solo en lo que tiene de superficial, como puede ser la intriga, sino en lo que tiene de fundamental: su registro, su timbre y su tonalidad. Y estos libros desvanecidos sucesivamente, arrojados por millones a los limbos de la literatura -y es por eso que a un crítico preocupado por explicar a la perfección le importarían-, estos libros que no han visto el día de la escritura, de alguna manera cuentan, no han desaparecido totalmente. Durante páginas, capítulos enteros, es su fantasma quien ha tirado, halado del escritor, excitando su sed y azotando su energía: es a su luz que páginas enteras del libro, a veces, han sido escritas.

Letrinas, Julien Gracq

Imagen: http://ballinyourcourt.wordpress.com/2011/11/14/when-books-are-trash/

Copyright ©  La ciudad creativa